MORENA vs Joaquinismo | Las batallas electorales, distrito por distrito

MORENA vs Joaquinismo | Las batallas electorales, distrito por distrito

Como partido, MORENA arranca de favorito, pero con los candidatos pierde competitividad. 

La principal fuerza de MORENA está en los distritos de Cancún, pero sin el apoyo de Mara, se le podría complicar. 

El joaquinismo y sus aliados apuntan a ganar la zona maya, Cozumel, y algún distrito en el norte y en el sur. 

El MC apunta a dos distritos fundamentalmente, y a erigirse como el tercero en discordia, para reconstruir al partido en el estado, a tono con su situación nacional.  

·

(La Opinión) 

·

Con la mayoría de los nombres de candidatos ya definidos, la batalla electoral del próximo 2 de junio parece que podría ser más cerrada de lo que se pensó en un principio.
Para todos los partidos, el candidato a vencer es MORENA. El partido del Presidente Andrés Manuel López Obrador alcanzó más del 40% en la pasada elección local de julio de 2018, cuando se renovaron los 11 Ayuntamientos.
Pero sin embargo su alianza con el Partido Verde el Ecologista, principalmente, sus problemas internos, y la definición de candidatos (que incluso mantiene a dos distritos de Cancún aún indefinidos) ha abierto la posibilidad a los demás partidos de pelearle mano a mano varios distritos. 

·

MORENISMO VS EX ALCALDES 

·

Los distritos de Benito Juárez son donde se concentra el mayor poder electoral de MORENA. En la elección de 2018, encabezado por Mara Lezama, ese partido más el PT, alcanzaron más de 190 mil votos, 5 veces más que el segundo lugar. Pero la situación parece haber cambiado. 
En los distritos 2 y 3, los aliados de Juntos Haremos Historia por Quintana Roo, deben enfrentar a ex alcaldes de Cancún. 
En el 2, que encabeza el PT en su alianza con MORENA y Verde, irá de candidato Hernán Villatoro. Su principal rival parece ser Juan Ignacio García Zalvidea, del Movimiento Ciudadano. 
En la última elección, el PT logró allí 2500 votos, por lo que necesitará algunos de los 32 mil de MORENA si pretende ganar. 
Chacho García Zalvidea, que nunca dejó el activismo político, vuelve a algunas de las regiones 100, donde ha tenido su bastión electoral.
En el distrito 3, el ex alcalde Greg Sánchez moverá todo su poderío electoral para ganarle a Alberto Batún, que viene de las bases morenistas. El problema es que Batún tenía todo su trabajo electoral hecho en el distrito 2. 
Para Greg una derrota sería un duro golpe a su futuro político, por lo que se espera que ponga todo su capital para ganar. 

·

CANCÚN, ENTRE VERDE Y MORENO 

·

Los distritos 4 y 8 deben analizarse de manera diferente. Allí MORENA le entregó las candidaturas al Verde Ecologista, por lo que es una incógnita si esos candidatos podrán captar el voto de AMLO. 
En el 4 va la diputada Tyara Schleske, una Verde Ecologista total, de forma y fondo. La alianza PAN-PRD propuso allí a la periodista Karla Romero, y el PRI a Luis Ross. A simple, vista parece una batalla compleja para todos. 
El Verde tuvo 1700 votos en la pasada elección en ese distrito, el PAN y PRD alrededor de 2200, y el PRI 1200. El ganador será, sin duda, el que pueda sumar para sí la mayoría de los 20 mil votos que tuvo MORENA.
En el 8 el verde puso al independiente Gustavo Miranda, y el oficialismo estatal busca la reelección de Eugenia Solís. El PRI buscará dar la sorpresa con el croquista Martiniano Maldonado. Otro distrito cerrado.
Los distritos 6 y 7 merecen un párrafo especial. MORENA allí hizo una arriesgada jugada de cambiar a sus dos candidatos originales, por lo cual podría haber impugnaciones y conflictos.
En el 6 cambio a Ericka Castillo por Susana Hurtado, y en el 7 a Erick Sánchez por Enrique Baños. Pero ninguno estará seguro hasta bien avanzada la campaña, lo que puede jugar en contra de partido, en dos distritos que consideraban ganados. 
En el 7, el PAN puso al empresario y ex funcionario Carlos Orvañanos, el PRI a Enoel Pérez, y el MC quiere poner allí a Gaby Pallares, aunque de momento está impedida legalmente.   
En la última elección, MORENA tuvo allí más de 25 mil votos, pero en la elección de 2016 apenas tuvo poco más de 5500, muchos menos que los 10 mil del PAN-PRD. 
El distrito 5 es otro que el PAN considera que será competitivo. Allí va su ex dirigente municipal Eduardo Pacho. Lo ganó en 2016, pero quedó muy lejos de MORENA en 2018.
Allí, el partido de AMLO lleva a una de las pocas morenistas de base, Reyna Duran Ovando, que será la candidata a vencer. 
El PRI, debe recordarse, aun tiene que cambiar alguno de sus candidatos hombre de Cancun por una mujer, porque no cumple con la cuota de género. 

·

CENTRO Y NORTE 

·

El distrito 1 es el más grande y diverso del estado, y allí la batalla está centrada entre MORENA y el oficialismo. Comprende una parte de Cancún, y de Puerto Morelos, y los municipios de Isla Mujeres y Lázaro Cárdenas. 
El partido de AMLO lleva de candidato a Edgar Gasca, y el oficialismo va con Atena Gómez Ricalde. 
El oficialismo espera contar allí con el apoyo de Juan Carrillo, alcalde priísta de Isla Mujeres, que quiere evitar el triunfo de Gasca. Pero el priísta tiene su propia candidata, Valeria Aragón. 
Un poco más allá están los distritos de Solidaridad y Tulum. El caso del distrito 10, de la zona urbana de Playa de Carmen, se volvió quizá el más competido de la elección.
MORENA apostó allí por el hermano de la alcaldesa Laura Beristain, Juan Carlos, lo que le hace perder competitividad al partido, y el joaquinismo puso a alguien del círculo más cercano al gobernador, Lily Campos.
Para colmo, se sumó a la batalla José Luis Toledo Medina, Chanito, que va por demostrar que sus viejos triunfos electorales no fueron casualidad. 
A esa batalla se sumó el MAS, que puso allí a la ex morenista Laura Corrales, para quitarles votos a unos y otros. 
En el 9, que comprende parte de Solidaridad y Tulum, la candidata que parece marchar con ventaja es la ex priísta Euterpe Gutiérrez, que ahora va por MORENA.
El oficialismo apoyará a Luis Roldán, que es posición del PES, inscripto por el PRD, y también el MÁS se interpuso con un candidato que pudiera quitarles alguna votos a todos, como es el ex perredista Ismael Sauceda. 

·

COZUMEL, ZONA MAYA, Y EL SUR 

·

En Cozumel y la zona maya el oficialismo tiene quizá sus dos principales bastiones. 
En la isla, el oficialismo va con dos candidatos muy claros. En el PRI, va Carlos Hernández, y el PAN-PRD propuso al actual diputado Jesús Zetina. 
Allí, MORENA quedó lejos en la pasada elección, y el oficialismo apela a quedarse con el triunfo y quizá hasta con un diputado plurinominal por minoría. 
En la zona maya, el oficialismo confía en que los gobiernos municipales de Felipe Carrillo Puerto, de José Esquivel, y el de José Maria Morelos, de Sofia Alcocer, le den todo el apoyo al candidato Pedro Pérez, que aparece como el gran rival a vencer. 
En el sur la situación es dispar. El distrito 13 de Bacalar está abierto. Se trata de un distrito muy competido en la pasada elección. MORENA apenas alcanzó unos pocos de cientos votos más que la alianza de PAN-PRD. 
El PT encabezará la alianza morenista con Ana Pamplona, el PAN-PRD lleva a Rocío González Castro. Allí, Confianza por Quintana Roo presenta a joaquinista Nelia Uc Sosa, y el PRI a Luis Silveira. 
La diferencia la puede hacer hacia quien vaya el apoyo del alcalde Alexander Zetina. 
El PT también encabeza la alianza lopezobradorista en el distrito 15, de Othon P Blanco, en donde lleva de candidato al ex diputado Roberto Erales. 
El oficialismo estatal hizo allí una gran elección en 2016, y tuvo un buen desempeño en 2018. El oficialismo presentará una figura joven, Claudette González, y el PRI pone a uno de los que considera sus candidatos más competitivos, Jesús Rodriguez. 
En el distrito 14, que MORENA ganó en 2018, llevará como candidata a Linda Saraí Cobos Castro, que es resistida por las bases del partido.
El PAN quiere recuperar el distrito con el diputado Fernando Zelaya, que buscará reelegirse.
Aun falta que antes del 10 de abril el Instituto Electoral de Quintana Roo confirme todas esa candidaturas. Pero por lo pronto, el escenario ya está sobre la mesa.